Jazzeando sin permiso en Londres

Posted By: On:


Londres Cuba

Jazzeando sin permiso en Londres

Entrevista a Leonardo Milano de Cuba

por Ailén Rivero

Aunque gusta de toda la música sin importar género ni épocas, Leonardo Milano de Cuba, como lo sugiere su nombre artístico, tiene una especial conexión con las sonoridades cubanas.

Amante de los sonidos del campo, dice tener la música en la sangre: “Es una herencia familiar. Mi abuelo paterno es muy amante del jazz y del folclor campesino. Mi padre es heredo de él: pasión por la música y un oído incomparable. Luego vine yo y desde pequeño demostré que poseía dones.”

Iniciado desde muy temprano en este mundo, Milano vive orgulloso de esta profesión en la que ha crecido: “Desde niño me fascinan los sonidos, me fascina mezclarlos, experimentar. Creo que siempre dedicaré mi vida a componer y descubrir música…”

Después de incursionar en varios formatos musicales, empezando como clarinetista en una banda de conciertos, optó por producir música digital y “así llegó la idea de crear electrónica”:

-(La Electrónica) Empezó siendo un hobby, ahora es mi pasión– cuenta.

Leonardo Milano de Cuba no soporta el silencio total. Ama toda la música, pero se detiene en el jazz, la salsa y los sonidos cubanos en general. En su tiempo libre le gusta leer, disfrutar del entorno, cocinar, compartir con amigos, consumir documentales y mantenerse informado del entorno musical.

 

 

¿Cómo definirías el momento de tu carrera en que estás ahora?

He logrado mucho en breve tiempo, es un buen momento y espero lo siga siendo para mí y para la música que hago. Las oportunidades para que un artista se dé a conocer y muestre al público cuánto hace, son determinantes, vitales para su consagración o para su descarte. En mi caso, me ha costado mucho conseguir espacios: en Cuba he tenido que lucharlos. En este momento me muevo ante muchas oportunidades; para alcanzar la distinción es preciso hacer buenas cosas, demostrar talento y dedicación, por tanto, esta realidad para mí ha sido suficiente.

Milano de Cuba regala por estos tiempos su último EP, titulado Jazzeando sin permiso, “un nuevo sonido más popular, una mezcla entre lo comercial y lo clásico, siempre con el folclore cubano”, según el joven DJ.

Este nuevo EP empezó en Cuba donde tuve la oportunidad de compartir junto al joven productor Charlye Zuma (Carlos Miguel Del Vallîn) para crear juntos Folclore, una idea interesante: mezclar géneros afrocubanos con nuevos subgéneros del House y el Future House, uno de mis estilos favoritos en lo que estoy empezando a trabajar.

Luego, y gracias al trabajo de Camila Sintes Pereda en la organización del proyecto, Leonardo Milano terminó las últimas pistas en Londres, donde estuvo trabajando con DJs y productores como Guilhem Monin, Rukaiya Russell, Selecta Mad Max y Mark Lynch.

image1

¿Por qué “Jazzeando sin permiso”?

En mi primera estancia por Londres, al tocar por las calles y lugares públicos no era fácil porque siempre había lugares que eran privados y para otros necesitabas ciertos permisos y niveles de audición. Entonces, muchas veces tuve que tocar sin permiso. “Jazzeando” es también una Cuba en cada parte del mundo, mezclas de diferentes ritmos y culturas.

Cuando le pregunto qué otra profesión le hubiera gustado ejercer, responde que “músico de todas maneras”.

En su opinión, a la música Electrónica en Cuba le falta promoción y más espacios. Él mismo, como DJ, aspira a “crear un producto que sume corazones sin distinción de edad ni sexo”:

Mientras tanto, quiero primero consolidar un nombre y un espacio, luego ya veremos



Play Cover Track Title
Track Authors